Hidrografía

El servicio hidrográfico se encarga del seguimiento de los dragados y del estado del canal, y de los hoyos en general, así como de prevenir cualquier evolución (enarenado, encenagamiento, etc.) consecutiva a los depósitos naturales de sedimentos por el río o provenientes de la actividad de dragado.

La principal actividad con la que cumple este servicio, es la realización de planes de sondeo. Los hidrógrafos realizan las lecturas batimétricas (registros de profundidades con sonda de ultrasonidos).

El mantenimiento de la red mareográfica del estuario del Loira se efectúa con tres lanchas hidrográficas (la Guifette, el Octant y el Mercator), una embarcación ligera y con material de adquisición de datos (materiales de posicionamiento radioeléctrico y óptico, materiales de medida de profundidades).